27 julio 2011

Más madera para el Etihad Stadium


Sulaiman Al-Fahim es el nombre que dio un vuelco a la historia del Manchester City, un club con 131 años de existencia. De ser un club habitual de la zona templada de la tabla a codearse con los grandes, petrodólares mediante. Aún no han llegado los éxitos que anhelan, y es que ni siquiera una inversión exorbitante puede asegurar el triunfo inmediato, pero en la pasada temporada ya consiguieron la FA Cup y la deseada clasificación para la Champions League. No han sido pocos ni baratos los fichajes realizados: los hermanos Kolo y Yaya Touré, Joleon Lescott, Aleksandar Kolarov, Gareth Barry, Nigel De Jong, James Milner, David Silva, Gael Clichy… pero hay un puesto, el de delantero, en el que parecen decididos a echar el resto y en el que no les ha sobrado el acierto.

En el Abu Dhabi United Group, empresa propietaria del City, entienden que los partidos se ganan con goles y no reparan en gastos para ofrecer a su técnico las mejores alternativas del mercado, aunque en otros puestos de igual o mayor importancia no sea tan grande el esfuerzo. El último en aterrizar es el 'Kun' Agüero, un habitual en las portadas de este mercado veraniego y que esta misma mañana ha volado a Manchester para pasar el reconocimiento médico con el conjunto inglés. Así pues, todo hace indicar que con la firma del internacional argentino, en las próximas horas finalizará uno de los culebrones del verano. En este post vamos a repasar a todos los delanteros que han llegado al Etihad Stadium desde que a primeros de septiembre de 2008 aterrizasen los 'Reyes Magos' jeques en el club inglés.

Robinho
Nada más llegar Al Fahim, el brasileño fichó por el City tras un turbulento verano en el Bernabéu. Sonaba constantemente como moneda de cambio en la llegada de Cristiano Ronaldo, y eso no le gustaba al internacional canarinho. Finalmente, las prisas del mercado y sus plazos aseguraron buenos réditos a las cuentas blancas, pues en 40 millones se cifró el traspaso. Fue el regalo de bienvenida del jeque a su afición. Robinho llegó así a una plantilla diseñada para objetivos más modestos que los presentes y no lo hizo mal en su estreno en la Premier, pero fue desinflándose poco a poco y nunca colmó las expectativas, que no eran pocas. No estaba contento en City y fue primero cedido al Santos brasileño y finalmente traspasado al Milan, donde ha cumplido en su primera campaña.

Craig Bellamy
Pocos meses después, en el mercado invernal, llegó Bellamy procedente del West Ham por una cifra no del todo aclarada y estimada en unos 15 millones de euros. El galés, todo un nómada del fútbol inglés, comenzó muy bien su aventura en el City de la mano de Mark Hughes, marcando goles y convirtiéndose en uno de los ídolos de la afición, a la vez que los problemas que su carácter provocaba hacían acto de presencia. Tras la destitución de Hughes y la llegada de Mancini, Bellamy perdió protagonismo en el club hasta que decidió salir cedido al club de su ciudad, el Cardiff City. Hoy está apartado del grupo junto a otros jugadores como los dos delanteros de los que hablaremos a continuación.

Roque Santa Cruz
Fue una petición expresa de Hughes, que lo había tenido en el Blackburn Rovers. Tras una trayectoria irregular en el Bayern München, el delantero paraguayo explotó en las filas del Rovers y se ganó su traspaso al Manchester City por unos 21 millones de euros. No obstante, las continuas lesiones y la competencia en la delantera 'citizen' nunca permitieron a Santa Cruz mostrar su olfato goleador. La pasada temporada volvió cedido al Blackburn Rovers sin excesiva fortuna. Hoy no cuenta para el club.

Emmanuel Adebayor
Salvo una temporada en la que marcó 24 goles con el Arsenal no fue nunca un goleador, pero se le exigió como tal. Llegó de los 'gunners' por 29 millones y fue titular en su primera temporada, pero no acabó de convencer plenamente. Sus problemas de indisciplina y sus roces con Mancini hicieron el resto. En su segunda temporada fue un habitual del banquillo y en invierno salió cedido al Real Madrid, donde ha cumplido. A Jose Mourinho le gustaría seguir contando con el togolés, pero en la cúpula blanca no opinan igual. Mancini no le quiere ni ver.

Carlos Tévez
Con 'El Apache' nos referimos sin duda al delantero que mejor rendimiento ha ofrecido. Desde su llegada procedente del United, por 35 millones, el argentino no ha dejado de marcar goles para su equipo. En su primera temporada marcó 23 en 35 partidos, y en la última, 21 en 31, que le otorgaron el trofeo compartido de máximo goleador junto al 'red devil' Berbatov. En la cara opuesta, su continua desazón por vestir la camiseta 'citizen', e incluso por permanecer en Europa, que le ha llevado a pedir su salida del club en más de una ocasión. En los últimos días parecía hecho su traspaso al Corinthians, pero parece que permanecerá en el equipo inglés. Por potencial y rendimiento, a sus 27 años le quedan varios al máximo nivel.

Mario Balotelli
Una apuesta arriesgada. Llegó por petición de Mancini, que ya lo hizo debutar en el Inter de Milán, tras pagar el City 28 millones por su traspaso. Con 20 años, el italiano de origen ghanés tiene tanto potencial como mala cabeza, y hasta el momento ha destacado más por esto último. Su primera temporada en Inglaterra ha sido discreta: doce partidos de titular, cinco de suplente y seis goles. A pesar de ello se confía en él y este año tendrá una nueva oportunidad, pero más competencia.

Edin Džeko
Llegó en el pasado mercado invernal tras una excelente trayectoria en el VfL Wolfsburg alemán, donde fue campeón de liga y se hartó a marcar goles. Por 35 millones se confirmó su traspaso al City y parecía que con el bosnio se acabarían los problemas en la delantera, pero no fue del todo así. Marcó algunos goles importantes en su primera media temporada, pero sus números estuvieron por debajo de las expectativas. Sin embargo, se espera mucho de él y el alcance de su rendimiento se verá tras completar su primera pretemporada completa como 'citizen'.

En total, han sido unos 250 millones los que el Manchester City se ha gastado en sus delanteros desde la llegada de Al Fahim. Se suele decir que con grandes delanteros se pueden ganar partidos, pero no torneos. No obstante, lo cierto es que el equipo inglés dispone de una gran plantilla en todas sus líneas. Pero la fijación parece destinada al ataque.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada