02 febrero 2011

DE GUANTE BLANCO: Rinat Dassaev

Gran portero soviético, ágil y de felinos reflejos, descolgaba muy bien los balones por alto y daba una seguridad impresionante a todo el equipo por su constancia y sobriedad. Para muchos considerado como el sucesor natural del legendario Lev Yashin. Fue elegido mejor portero el mundo en 1988. Rinat Dassaev, todo un icono en los años 80 con su camiseta y pantalón amarillos; y medias y rodilleras blancas.

Rinat Fayzrakhmánovich Dassaev nació el 17 de junio de 1957 en Astrakhan (entonces URSS, ahora Rusia, cerca del Cáucaso). De etnia tártara, comenzó a jugar a los ocho años en las divisiones inferiores del FC Volgar Astrakhan. En 1975, a los 18 años debuta con el primer equipo y tres años después ficha por el Spartak de Moscú, de inmediato comenzó a demostrar sus cualidades. En el conjunto moscovita jugó nueve años, de 1978 a 1987. Ganó cinco ligas soviéticas, fue nombrado por la revista rusa 'Ogonyok' como mejor portero de su país en 1980, 1982, 1983, 1985, 1987 y 1988, y por la FIFA en 1988.

En 1988, después de la impresionante Eurocopa realizada tras la apertura del régimen socialista, a los 31 años ficha por el Sevilla FC que presidía Luis Cuervas. Su llegada al conjunto andaluz se convierte en todo un acontecimiento y es recibido por 3.000 aficionados en el aeropuerto de San Pablo. En el club de Nervión permanece hasta su retirada, en 1992, debido a una lesión en una rodilla. En el Sevilla nunca demostró ser la figura que ganó ligas con el Spartak y que llegó a la final de la Eurocopa de 1988. Tras dos temporadas, el Sevilla lo dejó sin ficha para poder contratar a otro extranjero, el chileno Iván Zamorano.

Cuando se estaba gestando su traspaso al Oporto, sufrió un accidente de tráfico que le produjo una fractura en la mano de la que tuvo que ser intervenido quirúrgicamente. Aún le quedaba un año más de contrato y decidió quedarse a vivir en la capital hispalense. Dassaev abrió una tienda de ropa deportiva, no le fue bien y volvió a Rusia, en donde creó la 'Academia Internacional de Fútbol y Guardametas Rinat Dassaev', de la que es presidente. También ha colaborado como entrenador de porteros del Torpedo de Moscú entre 2003-05 y 2007-08. Su relación con el Sevilla ha seguido vigente durante todos estos años, de hecho acompañó al equipo en una de sus desplazamientos a San Petersburgo para enfrentarse al Zenit.

En 2007 celebró su 50 cumpleaños con un partido de viejas glorias en el estadio Luzhniki de Moscú. De hecho, fue embajador oficial de la UEFA para la final de la Champions 2007-08, que ganó el Manchester United y que se celebró en el Luzhniki (antiguo estadio Lenin).

Debutó como internacional en 1979, en un partido contra la República Democrática Alemana, un joven de 22 años, 187 cm y 75 kg, que a partir de ese momento no volvería a soltar la titularidad durante los siguientes once años. Destacó junto a una generación excelente de futbolistas que volvieron a poner a la URSS en el primer plano futbolístico. La década de los ochenta fue el renacer del equipo soviético en los torneos internacionales. Fue convocado para participar en las Olimpiadas de Moscú’80, jugó como titular y ayudo al conjunto soviético a conquistar la medalla de bronce.

Defendió la portería de la URSS en 91 ocasiones, entre 1979 y 1990. Es el segundo jugador de la historia con más entorchados con la camiseta de la CCCP. Además del subcampeonato de Europa en 1988, Dassaev participó en tres fases finales del Mundial (España’82, México’86 e Italia’90), jugando 10 partidos en los que recibió 11 goles.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada